VOTOS SANGRIENTOS: Capitulo 2(mini): La propuesta.


Después de esa inolvidable experiencia nos retiramos rápidamente de la casa, no podía borrar de mi mente los gritos de dolor de aquel hombre.
Luego de un rato caminando por la calle en silencio decidí conocer más sobre aquella mujer.

-Y… ¿Cuál es tu nombre?
-Andrea, ¿Y el tuyo?
-Lindo nombre; yo soy Maximiliano, pero todos me dicen Max, tú también puedes hacerlo si lo deseas.
-Maximiliano… tienes un nombre poco común, pero, interesante.
-Lose, no sé que pensaron mis padres al ponerme así. ¿Qué edad tienes?
-24, ¿Y tú?
-Tenemos la misma edad.

Seguimos caminando hasta llegar a mi casa, los vecinos me observaron fijamente, claro, hasta yo lo hubiera hecho, un hombre que vive solo, que no tiene trabajo y un día llega con una mujer en paños menores, tal vez todos pensaron que era una prostituta, pero en esos momentos era lo que menos me importaba.

Esa noche platicamos ambos de nuestras vidas, teníamos tanto en común, tanto que, se podría decir que esa misma noche me enamore perdidamente de ella, y ella de mí.

A la mañana siguiente desperté temprano, salí a buscar un poco de ropa para Andrea, regrese a casa y prepare un

desayuno para los dos. Mientras comíamos, ella me prepuso un nuevo trabajo, no ganaríamos dinero pero si justicia y venganza; lo que ella me dijo fue: ¿matarías conmigo? No te preocupes no será a gente inocente, seremos como… asesinos seriales de asesinos seriales.

Me sentí sorprendido, pero al mismo tiempo asustado, ¿acaso en verdad había quedado traumatizada?¿Sería correcto hacer eso? Tenía demasiadas dudas, por el momento no le conteste, solo me pare de la mesa y salí a caminar un rato, tenía muchas cosas que pensar.

Después de 2 o 3 horas regrese a casa, ella estaba sentada en el sofá, sin hacer nada, simplemente sentada y con la mirada perdida. Me senté a un lado de ella, y dije lo siguiente.

-Debo admitir que lo que me dijiste me sorprendió mucho, pero oye, no todos los días escuchas algo así; en estas horas pensé todos los riegos y ganancias de eso, mucha gente ha sido asesinada brutalmente por personas sádicas, y pues, creo que es tiempo de que ellos reciban dolor de otras personas como ellos. Así que por más loco que suene esto, si, acepto matar a tu lado.

Ella solo me miro con ojos de ternura, como si quisiera que jamás la dejara sola, y eso es lo que yo haría, jamás la dejaría sola.

Entradas populares